Ricardo Cappeletti

Integrante del Nuevo Espacio

Analista político chileno

cappelettiuy@yahoo.com

¿Por qué no te callas TÚ?

13 de noviembre de 2007

Fue una actitud destemplada y altanera, por decir lo menos el del ¿"por qué no te callas?" de boca del Rey, el mismo monarca que en 1983 promovió una reunión de la oposición política al entonces  Presidente de facto de la época, el Ex Tte. Gral. Gregorio Álvarez en la Embajada del Reino de España. Uruguay reconoce su apoyo en aquella instancia a la reconstrucción de nuestras instituciones democráticas. Aquí en Chile y en este presente de ecos de una Cumbre que reflejó los dos modelos de izquierda o progresismo  que imperan en el continente, la derecha furiosamente sacude su prensa de farándula  y en particular El Mercurio -el mismo medio que apoyó el Golpe de Estado a Allende- no se ahorra epítetos para descalificar a Hugo Chávez .Es esta  una suerte de orgullo chauvinista muy propia  de seres absolutamente rudimentarios, que se sienten identificados con la lamentable actitud de la Presidenta Bachelet -una vez más muy mal asesorada, lo que explica su caída en las encuestas- quien desechó la posibilidad de recurrir a petróleo barato para subsidiar el Plan de transporte capitalino, Transantiago, en el que viajo a diario como la inmensa mayoría de los trabajadores trasandinos. El combustible fósil que inyecta el transporte londinense no es de recibo en Chile por la opinión de elementos reaccionarios que detestan al Comandante Chávez, a Fidel y a todo aquello que es sinónimo de cambio auténtica y genuinamente revolucionario en América Latina. Para el pensamiento camaleónico de cierta izquierda travestida aquí y allá  lo importante es naturalmente  relacionarse y fortificar vínculos con el empresariado español, pues de inversiones y de acumular riqueza se trata.

Desde el Consejo de Indias hasta el presente España es coherente en lo que demanda de un continente plagado de pobreza y exclusión social. Siempre encuentra, por cierto lacayos e  hipócritas que se sienten contestes  ante la prepotencia del invasor    .

El rotundo fracaso de la Cumbre Iberoamericana  de Santiago es producto de aquellas contradicciones expresadas por ejemplo, en la voluntad del patriciado santacruceño boliviano fascista y complotero contra el Compañero Evo Morales, a quien, por su condición de líder indigenista, no le reconocen autoridad moral y política para gobernar a la hermana República de Bolivia. Desestabilizando el país altiplánico como en 1968, cuando la C.I.A. y sus Rangers terminaron con la vida de Ernesto "Che" Guevara, le enviaron a América Latina un mensaje claro de que cualquier síntoma  insurreccional, aún por las vía de las urnas, correría con  la misma suerte que el más grande combatiente de nuestra era. No satisfechos con esto, instrumentaron de consuno con los "pitiyankis" regionales (civiles y uniformados), el Plan Cóndor que exterminó a decenas de miles de hombres y mujeres.

Son también coherentes quienes desde la izquierda integran directorios de sociedades anónimas y se sacuden los últimos vestigios de un pasado allendista y socialista perdido en el túnel del tiempo. Los incoherentes y los locos somos quienes aún en tiempos de barbarie imperialista, mantenemos intacta nuestra utopía de que los cambios son posibles, más allá de las bravatas del Rey, de los aplausos de Rajoy  y de Aznar, fascista y genocida de pueblos indefensos.

Juan Carlos... ¿Por qué no te callas TÚ?