José Cruz Shilling
Círculo Bolivariano Plaza Bolívar, Tinaquillo, edo. Cojedes
cruzshilling@yahoo.es

El Papa revolucionario

abril de 2005

Hoy que el mundo llora la desaparición física del peregrino de Cristo, de los pobres, de la esperanza, de la solidaridad, de la igualdad, de la justicia, de la paz, queremos sumarnos con esta personal visión de lo que fue en vida un ciudadano del mundo por el cual sentimos un gran respeto y admiración al que recordaremos siempre como el Papa amigo. La revolución de la República Bolivariana de Venezuela tiene como fundamentos ideológicos, la ideología bolivariana cuyo norte principista es la unión latinoamericana y la ideología cristiana, búsqueda del bien común o general.

El Santo Papa de la Iglesia más que de Roma de la Iglesia Universal, pregonaba por todo el mundo, la igualdad, la solidaridad, la justicia social sin duda fue su mayor preocupación, recordamos cuando visitó la patria de Bolívar en ese año 1985 el Gobierno Puntofijista de Jaime Lusinchi quizás pensó que Juan Pablo II vendría a respaldar las nefastas actuaciones, de aquel funesto gobierno Adeco. Recordemos como si fuese hoy el regaño celestial que le propinó el Santo Papa Juan Pablo II a Jaime Lusinchi, el cual advirtió que tenían que pensar en los pobres, el cínico de Lusinchi fingió aceptar con humildad aquel papal regaño. Esa defensa pública de los más necesitados y luego las recomendaciones a las multitudes en el sentido que no aceptaran aquel estado de cosas y sugiriendo que reaccionaran que no se abandonaran en el alcohol, la droga o el sexo para evadir la realidad circundante, sin lugar a dudas nos confirma el Espíritu Revolucionario del Sumo Pontífice.

El Santo Padre no se conformaba con ser el representante de Cristo en la tierra, título que le da la iglesia católica a todos los Papas sino que actuaba como Cristo, era participativo y protagonizaba las enseñanzas cristianas, nos recordó a Cristo cuando sacó a los mercaderes del Templo con esa reprimenda a Lusinchi, representante en Venezuela de los mercaderes de la Patria.

Dejad que los nuños vengan a mi, otro pasaje bíblico que expresa el amor de Cristo por los más frágiles, los niños en Venezuela se produjo un capítulo similar cuando el niño Adrián Guacarán le interpretó la extraordinaria canción el Peregrino, sin lugar a dudas el himno que expresa el sentimiento cristiano de nuestro pueblo noble. No hay una verdadera democracia sin justicia social, condonar la deuda externa de todos los países pobres, la guerra de Irak, es una guerra inmoral, miles de sugerencias o decretos revolucionarios, dejó el Papa amigo o Juan Pablo II.

Recomendó Juan Pablo II que las transformaciones deberían hacerse en forma pacífica, la visión o premonición del Santo Padre la podemos ver y palpar hoy la República Bolivariana de Venezuela tiene un gobierno solidario igualitario, el cual tiene una Constitución dirigida hacia la búsqueda del bien común o general y con más de 9 procesos electorales, democráticos, se están logrando las peticiones del Papa ya que están logrando las transformaciones en forma pacífica. Estos comentarios escritos sin lugar a dudas son argumentos irrefutables para afirmar que el Papa Juan Pablo II es Revolucionario.