José Cruz Shilling

Centro de Formación Ideológica, Tinaquillo, edo. Cojedes

cruzshilling@yahoo.es

Se dictan clases de libre albedrío moral ética y plomo parejo

22 de enero de 2007

El ex –terrorífico programa plomo parejo, aquel donde acudían los lideres sanguinarios de la oposición con sus slogan “Chávez vete ya” y “atrévete”, aquel que daba por hecho el triunfo de Rosales por avalancha, porque según las líneas se cruzaron y Chávez bajaba y Rosales subía ese mismo, es hoy un programa humorístico, ahora hacen parodias, recientemente hablaban de moral y ética, lógicamente desde la perspectivas bizarras de la oposición. Invitaron a una señora muy divertida, llamada Gloria Cuenca. Ballesteros la presentó como profesora de moral y ética, de ñapa periodista, y como si fuera poco y que daba clases en la UCV.

Suponemos que todo eso es un chiste, y es parte del guión humorístico. Digo esto porque la dama afirmó ser del partido comunista. Dijo la señora Cuenca entre otras cosas, que Chávez quería apoderarse hasta del libre albedrío. Resulta ser que dicha dama con su libre albedrío, ingresó con furia al partido comunista, antes que Chávez apareciera en el escenario político venezolano, y pegó un libre brinco hacia su capitalísimo albedrío, si la señora mantiene el ritmo de su libre albedrío, el próximo brinco será sin duda hacia el comunismo, socialismo y o quizás hacia el escepticismo.

Si el lector cree que la dama en cuestión tiene un díscolo libre albedrío, oigan o lean lo que dijo Ballesteros cuando se mencionó, en la obra humorística, la cuestión de los papelitos que llevan ciudadanos al Presidente para que les resuelvan alguna cuestión, con su moral y ética muy en alto, lógicamente con su libre albedrío, afirmó esta perla: “si, es verdad, yo estaba al lado de Chávez, yo vi con estos ojos como el pueblo le entregaba esos papelitos. Yo era parte del Gobierno Revolucionario”.

Estos dos ex – camaradas, tal vez pretendan que 7 millones de libres albedríos, que votaron por Chávez y que están conscientes de las bondades del Proyecto Bolivariano, brinquen hacia el suicidio político, tal es permanecer en un sector que tiene una fecha muy lejana para intentar llegar al poder, tal es el 2030, no se trata de infiltrarlos, y convérselos para que se unan a la caravana o más bien al tren de la Revolución. Cuestión que no es imposible menos aun, con la fragilidad brincona de sus  respectivos libres albedríos.

La cuestión es que a 7 millones de libres albedríos no les da la gana de ser una colonia norteamericana. Suponemos que Ballesteros y la profesora Gloria Cuenca, están al servicio del libre albedrío de George W. Bush. A Ballesteros lo oímos a diario llenarse la boca cuando pronuncia con pasión o frenesí el imperialismo yanky, caso contrario la situación de los 7 millones de libres albedríos que votaron por Chávez, los cuales sus libres albedríos les da la gana de ser una potencia Latinoamericana.