Oscar José Fernández

osfernandezve@hotmail.com

Intruso del destino

23 de mayo de 2006 

Te apareces entre las sombras

y corrompes soledades

que  conducen al desierto en escombros de fe.

 

¿Por qué no te pierdes?

Si conoces la ruta.

¿Por qué sigues la senda que otro dejó?

El instante sublime

de la música  mística.

Se esconde tras la sencilla distancia.

Del  duende solitario.

No te escondas.

No me busques.

No te pierdas.

 

Solo tú me conoces

Entonces ¿para que buscarme?