Oscar José Fernández

osfernandezve@hotmail.com

Mar de Dios

marzo de 2006 

Acaricias mi destino

haciendo del crepúsculo solo

otra forma de nombrarte.

 

Apareces misteriosa

misionera del viento

convirtiendo  mi aliento

en olas de vida.

 

Tu ritmo es mi baile

tu baile es mi latido

y mi latido eres tú.

 

Plácida o violenta

existes porque existes

para conectarnos con la vida

y

hacer de nosotros

los espectadores silentes

de tu magia.